MOMENTO DE CAMBIO: “EL TEST O PRUEBA. LA NUEVA SOCIEDAD” (3 DE 3)

 


EL TEST O PRUEBA

En un plazo de tiempo cercano vamos a vivir un acontecimiento de repercusión planetaria que va a exigir una respuesta de cada uno. Se activará el potencial que ahora permanece dormido en nuestro interior, y desde ese nuevo y más elevado nivel de conciencia responderemos a ese inesperado reto. Veamos con más detalle cómo va a ser el escenario:

1. Se trata de un hecho de alcance global que afectará a toda la humanidad, sin que sea posible evadirse y dejar de afrontarlo. 

2. En los primeros instantes se creará una situación confusa, de desconcierto, aunque no violenta.

3. En esos momentos el despertar ya se habrá dado plenamente en algunas personas, y parcialmente en otras. En el resto se dará en un grado adecuado y suficiente para poder responder a la emergencia que la vida nos presenta. En las semanas posteriores a ese suceso todos seremos plenamente conscientes de nuestras cualidades internas.

4. Como consecuencia de las diferentes reacciones ante el nuevo contexto, la humanidad se distribuirá en tres grandes grupos.

En uno se integrarán aquellos que se sientan comprometidos con el proyecto de crear una nueva sociedad, un modelo de convivencia diferente. 

Otro grupo estará formado por quienes respalden mantener una escala de valores igual o análoga a la que se tiene en la sociedad actual.

Además de estos dos grupos bien definidos, existirá un tercero, heterogéneo, compuesto por los que no tengan claro en cual de los dos anteriores ubicarse. Al comienzo del proceso este grupo será el mayor de los tres. 

5. Durante un cierto tiempo se desencadenará un cuantioso trasvase de personas entre los grupos, especialmente de los miembros del tercero hacia los otros dos, lo que dará lugar a que la humanidad quede finalmente dividida en dos únicos colectivos: el de aquellos que desean implicarse en la creación un nuevo modelo de convivencia, y el de los que pretenden que las relaciones entre los seres humanos sean iguales o similares a las que existen ahora. 

6. En el supuesto de que el primer grupo esté integrado por la suficiente cantidad de personas, y que su compromiso sea firme, se podrá lograr que la vida siga con una cierta normalidad en tanto se va creando un modo más perfecto de relacionarnos y entendernos. Entonces, y en un plazo de tiempo no muy extenso, la nueva sociedad estará organizada y operativa. A ella se irán incorporando el resto de almas conforme finalicen las experiencias que aún precisan.

7. Esta información que estoy compartiendo ahora no es inédita y ya ha sido difundida con anterioridad.

8. Todo el que lea este artículo puede pensar que está preparado para colaborar en la creación de una sociedad transformada. Lo que alguien cree ser ahora puede que no se parezca nada a lo que, tras el despertar de sus atributos, va a sentir que realmente es.

¿CÓMO SERÁ LA NUEVA SOCIEDAD? ¿CUÁNTO TIEMPO NOS LLEVARÁ CREARLA?

Todo este proceso obedece a un fin. El ser humano no se halla en la Tierra para estar al servicio de su cuerpo físico, ni tampoco para acumular bienes, reconocimiento o poder; y menos aún para dañar a sus semejantes. Hemos venido a desarrollar el amor que en esencia somos y las hermosas cualidades que le acompañan: confianza, respeto, gratitud, sentimiento de unidad, alegría…

En la nueva sociedad, con diferente ritmo para cada ser humano, irán desapareciendo lo que hasta ahora hemos llamado defectos, imperfecciones, debilidades…, que han sido, y aún son, herramientas imprescindibles para tomar conciencia de nuestras carencias. Al activarse en nosotros un nivel de vibración superior, de modo natural percibiremos los dones con los que desde ese momento proseguirá nuestro proceso evolutivo.

Igualmente sentiremos una cualidad que ahora no valoramos lo suficiente: un amor profundo y genuino de cada uno a sí mismo y a toda la vida con la que compartimos el planeta. Este amor es la fuente de la que nace un caudal inagotable y siempre creciente de unidad con toda la Creación.

Solo sabremos cómo va a ser la nueva sociedad cuando despierte nuestro potencial latente. Ahora es tiempo de intuir, y también de soñar un poco. Aquí he compartido algunas de mis reflexiones personales y te invito, amigo lector, a que compartas las tuyas escribiendo algún comentario a este artículo. En la medida en que me sienta capaz le daré una respuesta. Gracias.

Sobre el autor Ver todos las entradas

Juan José

2 comentariosDejar un comentario

  • Gracias Juanjo..!! Comparto tus reflexiones. Visualizo y agradezco de Todo Corazón que ya está aquí ahora esta Sociedad Despierta, Amorosa, Unida a la Fuente.

    • Gracias por tu comentario. Lo que próximamente va a estar aquí es la ocasión para crearla. En las manos de la humanidad está el aprovechar esa oportunidad para que el proceso se dé con la mayor armonía posible. En el artículo se habla de que se formarán tres grupos, permaneciendo solo dos al poco tiempo, aunque con criterios opuestos.
      La clave del proceso está en el grupo que respalda una sociedad menos basada en la materia y más en promover valores como la igualdad, el respeto al que es diferente, el sentido trascendente de la vida, etc. Más importante que el número de sus integrantes, será el nivel de compromiso de cada uno de ellos. Si el grado de compromiso es firme, el cambio se producirá con fluidez y en un tiempo relativamente corto.
      Juani, disculpa la extensión de la respuesta pero tal vez en el artículo me faltó dejar más claro que no está todo hecho con despertar. Después, una vez despiertos, toca trabajar. Un abrazo.

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos obligatorios estan marcados *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.